Ópera vs Milhojas Dos Deliciosas Tradiciones

ÓPERA VS. MIL HOJAS

DOS DELICIOSAS TRADICIONES

 

¿Sabías que en cada una de nuestras sucursales Lecaroz puedes encontrar muchas exquisitas presentaciones de la pastelería francesa? Hoy, en nuestro blog te compartimos algunos datos interesantes de dos pasteles tradicionales de la repostería parisina.

 

Pastel Ópera

 

A mediados del siglo XX, Cyriaque Gavillon, un reconocido repostero, se encontraba a la cabeza de la producción pastelera de la famosa y tradicional tienda de alimentos Dalloyau, fundada en 1682 en la Corte de Versalles. En 1955, Gavillon quiso inventar un pastel novedoso que se opusiera a las tendencias reposteras de la Francia de la época, en la cual dominaban los pasteles cremosos, con mucha azúcar y licor. Por lo tanto, el chef decidió inventar un pastel que en un solo mordisco ofreciera todo su sabor, por lo que hizo un biscocho de jaconde, es decir, de almendras, que colocó en delgadas capas remojadas en café, y entre cada una de ellas untó ganache de chocolate, para finalmente cubrir con una delgada capa lustrosa de chocolate oscuro.

 

El pastel por su sabor fue un éxito inmediato, pero no sólo la receta Gavillon fue revolucionaria, la forma también buscó romper los esquemas tradicionales de la repostería de la época, por lo que diseñó un pastel avant garde, en forma rectangular y que mostraba cada una de sus capas, es decir, no debía llevar ningún tipo de cubierta en las paredes laterales del biscocho.

 

Se dice que cuando Cyriaque le mostró a su esposa su creación, ésta dijo que le recordaba a la gran ópera de París, de ahí que el chef eligiera ese nombre. Cuando el pastel salió a la venta en Dalloyau, el pastel se convirtió de inmediato un símbolo no sólo de la tienda, sino de la repostería francesa. Actualmente, el pastel Ópera es, sin duda, reconocido internacionalmente, por lo cual tú y tu familia pueden adquirirlo en cualquiera de nuestras sucursales Lecaroz.

 

Mil hojas

También conocido como Le Millefeuille, el pastel Mil hojas es otro emblema de la pastelería francesa. A diferencia del pastel Ópera, la historia del Mil hojas se remonta a los  tiempos de Marie de Médicis, sin embargo, es poco lo que sabe. No fue sino hasta el siglo XVII que se llevó a cabo el primer registro, gracias a Franҫois Pierre de la Varenne, un cronista gastronómico de la época. Pero fueron varios años después que el pastel adquirió mayor reconocimiento gracias a una famosa chef de la aristocracia francesa y pionera de la haute cuisine, Marie Antoine Carême.

 

El pastel también conocido como Napoleón, al igual que el Ópera, presenta una forma rectangular y está hecho de capas, aunque la diferencia es que el Mil hojas está hecho de pasta hojaldrada y va relleno de crema pastelera, para finalmente, decorarse con una delgada capa de crema de vainilla, azúcar glas o cocoa en polvo.

 

Acutalmente, el reconocido postre presenta distintas variedades. Por ejemplo, en Francia comenzó a popularizarse una versión del pastel rellena de crema batida, sino que se le agregaron moras. En nuestras panaderías Lecaroz encontrarás tres versiones distintas, una clásica de crema pastelera, otra que lleva en su interior crema y fresas, y una más con crema y duraznos.

Ya sea que prefieras el sabor de las almendras en combinación con el chocolate y la esencia del café o que te guste más la crema pastelera y la pasta hojaldrada, no dejes de probar nuestras versiones del pastel Ópera o Mil Hojas en nuestras sucursales de Lecaroz  ¡Te aseguramos que te encantarán!  

Si te gustó este artículo, recuerda compartirlo a través de las redes sociales y seguir visitando nuestra página.

 

 

Back to the top